¿En qué fijarte a la hora de comprar un suplemento?

Un suplemento alimenticio debe generar beneficios sostenidos en el tiempo y no perjudicar tu salud en ningún sentido.

Si quieres empezar a consumir este tipo de producto para lograr un mejor desempeño deportivo, estos son los aspectos que debes considerar.

No han sido pocas las veces que en Chile se han detectado importadores, vendedores y tiendas de nutrición que venden productos no regulares, ya sea por su importación o legitimidad. De hecho, cada marca suele publicar los distribuidores autorizados en cada país.

¿Por qué es tan importante respetar la legalidad? Básicamente porque es la única forma real y certificada de saber qué estás dándole a tu organismo. Según el Instituto Nacional de Estadísticas, en Chile la esperanza de vida va en aumento.

Para el 2050, los hombres el promedio de vida será de 83 años para los hombres y 89 para las mujeres. Por eso es importante que cuides tu cuerpo y le des productos que no lo deterioren. Así te acompañará por muchos años buenas condiciones. Probablemente alguna vez te veas tentado a consumir sustancias que prometen excelentes resultados en poco tiempo, pero recuerda que pueden dañar tu salud.

Antes de tomar una decisión, debes fijarte en los siguientes puntos:


1. Que no dañe tu salud

No todas las personas pueden tomar cualquier suplemento alimenticio. Esto se debe a que hay enfermedades o condiciones de salud que generan que ciertos componentes sean negativos. Con esto nos referimos a:

  • Hipertensión: las personas hipertensas deben evitar ingerir cafeína.
  • Enfermedades a la glándula tiroidea: en este caso no deben consumir nada que contenga tirosina.
  • Diabetes: no pueden tomar suplementos con azúcar ni poroto blanco. Este último bloquea la absorción de carbohidratos.
  • Celiaquía: se trata de una reacción inmunológica contra el gluten, o sea incapacidad de procesar esta proteína.
  • Intolerancia a la lactosa: que se trata de una incapacidad para digerir este componente presente en la leche y sus derivados.


2. Permitido por la normativa chilena

Tal vez te has visto tentado a comprar productos no autorizados, pero que prometen ser altamente efectivos o se ofrecen a buenos precios. Como te contamos en el blog de las características que presenta un suplemento alimenticio en Chile, hay algunos que se comercializan en otros países, sin embargo su venta está prohibida en el país.

Esto porque el Ministerio de Salud define qué ingredientes son permitidos, asimismo las concentraciones y características que debe tener un alimento para ser clasificado como suplemento alimenticio. Para esto, antes de entrar a Chile, deben contar con la autorización del SEREMI de Salud correspondiente al área geográfica por la cual el producto ingresa al país. Esta entidad se asegura de que se vendan productos seguros para el consumo humano.

La forma de saber si un producto efectivamente superó las barreras que imponen las instituciones del estado es el etiquetado. Ahí deben salir especificados todos los ingredientes y las cantidades en las que se encuentran.

Por otro lado, no hay que confundir suplemento alimenticio con fitofármaco. Los segundos utilizan componentes de origen vegetal con un objetivo más bien terapéutico y para comprarlos se requiere de receta médica.

 

3. Que efectivamente cumpla el objetivo deseado

Así como te contamos en el blog “Cómo elegir el suplemento más adecuado según tu objetivo”, no cualquier producto te ayudará a cumplir tu meta específica.

Por eso, lo primero que debes hacer es establecer un objetivo claro. Por ejemplo, tener mejor rendimiento, más fuerza o potencia. En este minuto, toma en cuenta factores como tu alimentación, el entrenamiento, cuánto pesas, enfermedades, entre otros.


Conclusión

Antes de empezar a consumir un suplemento alimenticio, debes buscar asesoría experta. De esta manera podrás determinar el indicado para ti, las cantidades que debes consumir y en qué momento.

BienestarDietaNutricionRegulacionSuplementosSuplementos deportivos

Buscar

Artículos recientes

Etiquetas